Amigas con Solera, una comedia con sentimiento pero sin gracia

La comediante Amy Poehler (que quizás no os suene de nada, pero es muy conocida en Estados Unidos) debuta en la dirección con esta comedia exclusiva para Netflix. Se trata de una historia donde seis amigas celebran el cumpleaños de una de ellas (50 años), y se embarcan en un viaje por los viñedos.

Como premisa la cosa promete, y sobre todo viendo quien es la directora y el elenco de actrices, pero la cosa se queda en tierra de nadie, ya que, si bien es cierto que la película muestra una gran química entre las protagonistas (todas ellas son amigas en la vida real, y eso se nota, además de un buen trabajo de actuación) y tiene sentimientos y reflexión en aspectos clave, no apuesta por el humor, y es una pena, porque la cosa daba para más.

La dirección de Poehler no es nada del otro aquel, aunque tampoco es mediocre. Se queda en correcta, sin más, ya que poco se puede destacar (si la película luce bien es gracias a los hermosos paisajes que los personajes visitan, ni a la labor en la dirección).

En cuanto al guion, los personajes están más o menos bien dibujados (quizás alguna de las amigas quede un poco desaprovechada y por debajo del resto), pero como ya digo, es un sacrilegio que una comedia no dé gracia, ya que hay un par de momentos que quizás puedan desencadenar en risa (que no carcajada), pero poco más, ya que se apuesta más por la reflexión sobre la edad y la muerte, con algún apunte curioso, que no por el humor.

Y es que estamos ante un producto de fácil digestión, y que, a pesar de dejar buen sabor de boca, se disfruta igual que se olvida. Una pena, porque la directora y sus compañeras podían ofrecer algo más logrado. Para pasar el rato y poco más.

Deja un comentario